Con soluciones naturales y simples, usted da adiós el dolor en la garganta y las crisis de tos.

Rate this post

Aspereza en la garganta, crisis de tos, dificultad para tragar la saliva e incluso para alimentarse. Estos son los síntomas tradicionales de un problema en su garganta. Y no hay nada más irritante que sufrir incluso para tomar un simple vaso de agua. Entonces, es hora de conocer algunas opciones de tratamiento casero para el dolor de garganta. 

De hecho, existen innumerables alternativas para facilitar la recuperación de su garganta, como las hierbas naturales, los jugos, los tés e incluso las gargaras simples para desinflamar esa región y acabar con cualquier agente nocivo que esté afectando esta parte de su organismo. 

Pero, más que elegir un tratamiento casero para el dolor de garganta, lo ideal es proteger su garganta pasando lejos de bebidas heladas y priorizando una alimentación mucho más pastosa, buscando no empeorar la situación. Usted puede nutrirse con sopas, atoles, vitaminas de frutas. ¿Quiere saber más sobre el tema? ¡Basta con comprobar nuestro post! 

Opciones de tratamiento casero para el dolor de garganta

1 – Jugo de piña

De hecho, el jugo de piña puede ser muy útil para reducir su inflamación en la garganta en función de la alta concentración de vitamina C, mejorando su inmunidad y terminando con la sensación de cansancio constante. 

Ingredientes 

2 pedazos de piña 

Medio litro de agua 

3 gotas de propóleo 

Miel al gusto 

Modo de preparación  

Este es un tratamiento casero para el dolor de garganta muy simple. Sólo tienes que colocar todos los ingredientes en la licuadora y luego beber a temperatura ambiente. 

Tratamiento casero para el dolor de garganta

2 – Té de hojas de maracuyá 

Las hojas de esta fruta son óptimas para minimizar los dolores provocados en la garganta por su malestar general. 

Ingredientes 

1 taza de agua 

3 hojas de maracuyá 

Modo de preparación 

Básicamente, usted debe hervir el agua con las hojas de maracuyá. Después de hervida espere que el té este a una temperatura tibia y cuele. A continuación, agregue una cucharada de miel y beba aproximadamente 3 veces al día. 

3 – Jugo de fresa 

Es importante destacar que este tratamiento casero para el dolor de garganta, además de bastante eficiente, es muy sabroso y puede ser una alternativa para aliviar los dolores de los niños, que pueden negarse a tomar cualquier medicamento. 

La fresa también se trata de una fuente de antioxidante y vitamina C, combatiendo las infecciones en el lugar. 


Ingredientes 

Media taza de fresas 

Medio vaso de agua 

1 cucharada de miel 

Modo de preparación 

Coloque todos los ingredientes en la licuadora y bata. Usted sólo no debe cometer el error de poner la bebida en la nevera, ya que el consumo a temperatura baja puede afectar aún más a su garganta. Tome, siempre a temperatura ambiente, 4 veces al día. 

4 – Gárgaras de agua y sal 

Esta es la forma más simple, práctica e inmediata de combatir la inflamación, pero este remedio casero para el dolor de garganta es sólo momentáneo. Es decir, es eficiente para suavizar su incomodidad en un período y debe ser un complemento a su tratamiento. 

Ingredientes 

125 ml de agua tibia 


1 cucharada de sal 

Modo de preparación 

Caliente el agua y añada una cucharada de sal. Mezcle bien y haga varias gárgaras a lo largo de su día, recordando descansar siempre que sea posible. 

¿Quiere saber más sobre el tratamiento casero para el dolor de garganta? ¡Comparta este material con sus amigos en las redes sociales ahora mismo! 



Este sitio no pretende sustituir el trabajo de un especialista. Siempre consulte a un médico.


Te Recomendamos: